Esteban

Fui por primera vez hace poco, un viernes a la madrugada y aunque no había demasiada gente lo pasé muy bien. Aunque se nota que a lo largo de los años el lugar está algo descuidado (varias camillas en estado lamentable), tampoco está tan mal como hacen pensar algunas críticas o cosas que se escuchan por ahí.

En las varias horas que estuve y considerando el horario, la limpieza fue constante e impecable, sobre todo en los baños, cosa que no se ve muy a menudo en otros sitios similares.

Evidentemente es un lugar que apunta al público turista y, lamentablemente, de ahí el alto precio. No estaría mal que tuvieran una promo para la gente local o que va seguido.

Coincido en que el staff no te hace sentir muy bienvenido, por lo que sería atinado que les hicieran ver que ser un poco más simpáticos no los va a hacer menos empleados de lo que son y que los clientes no son una molestia, más bien todo lo contrario.

Cerrar Comentarios